Buscar

Prepárate con nosotros. Clases INTENSIVAS, grupos de MAÑANA y TARDE. Los MEJORES RESULTADOS

martes, 1 de noviembre de 2011

Reglas especiales para la aplicación de las penas

Reglas especiales para la aplicación de penas: diferencias entre el concurso real de delitos, el delito continuado y el concurso ideal.


Concurso real de delitos o faltas.
El concurso real responde al principio de acumulación. Al responsable de dos o más delitos o faltas se le impondrán todas las penas correspondientes a las diversas infracciones para su cumplimiento simultáneo, si fuera posible, por la naturaleza y efectos de las mismas.
Cuando todas o algunas de las penas correspondientes a las diversas infracciones no puedan ser cumplidas simultáneamente por el condenado, se seguirá el orden de su respectiva gravedad para su cumplimiento sucesivo, en cuanto sea posible.
El máximo de cumplimiento efectivo de la condena del culpable no podrá exceder del triple del tiempo por el que se le imponga la más grave de las penas en que haya incurrido, declarando extinguidas las que procedan desde que las ya impuestas cubran dicho máximo, que no podrá exceder de 20 años. Excepcionalmente, este límite máximo será:
–       De 25 años, cuando el sujeto haya sido condenado por dos o más delitos y alguno de ellos esté castigado por la ley con pena de prisión de hasta 20 años.
–       De 30 años, cuando el sujeto haya sido condenado por dos o más delitos y alguno de ellos esté castigado por la ley con pena de prisión superior a 20 años.
–       De 40 años, cuando el sujeto haya sido condenado por dos o más delitos y, al menos, dos de ellos estén castigados por la ley con pena de prisión superior a 20 años.
–       De 40 años, cuando el sujeto haya sido condenado por dos o más delitos referentes a organizaciones y grupos terroristas y delitos de terrorismo del Capítulo VII del Título XXII del Libro II del Código y alguno de ellos esté castigado por la ley con pena de prisión superior a 20 años.

Delito o falta continuado.
El que, en ejecución de un plan preconcebido o aprovechando idéntica ocasión, realice una pluralidad de acciones u omisiones que ofendan a uno o varios sujetos e infrinjan el mismo precepto penal o preceptos de igual o semejante naturaleza, será castigado como autor de un delito o falta continuados con la pena señalada para la infracción más grave, que se impondrá en su mitad superior, pudiendo llegar hasta la mitad inferior de la pena superior en grado.
Si se tratare de infracciones contra el patrimonio, se impondrá la pena teniendo en cuenta el perjuicio total causado. En estas infracciones el Juez o Tribunal impondrá, motivadamente, la pena superior en uno o dos grados, en la extensión que estime conveniente, si el hecho revistiere notoria gravedad y hubiere perjudicado a una generalidad de personas.

Concurso ideal de delitos.
El concurso ideal, a diferencia del real, responde, no al principio de acumulación, sino al de aspiración. Se aplica cuando un solo hecho constituya dos o más infracciones, o cuando una de ellas sea medio necesario para cometer la otra.
En estos casos se aplicará en su mitad superior la pena prevista para la infracción más grave, sin que pueda exceder de la que represente la suma de las que correspondería aplicar si se penaran separadamente las infracciones.
Cuando la pena así computada exceda de este límite, se sancionarán las infracciones por separado.

Absorción.
Los hechos susceptibles de ser calificados con arreglo a dos o más preceptos de este Código, y no comprendidos en las reglas anteriores, se castigarán observando lo siguiente:
1.     El precepto especial se aplicará con preferencia al general.
2.     El precepto subsidiario se aplicará sólo en defecto del principal, ya se declare expresamente dicha subsidiariedad, ya sea ésta tácitamente deducible.
3.     El precepto penal más amplio o complejo absorberá a los que castiguen las infracciones consumidas en aquél.
4.     En defecto de los criterios anteriores, el precepto penal más grave excluirá los que castiguen el hecho con pena menor.



No hay comentarios:

Publicar un comentario